Llegó a Universitario de Deportes como uno de los grandes fichajes de este año, pero hasta el momento no ha podido justificar su llegada al cuadro de Ate. Yuriel Celi, quien fue anunciado entre bombos y platillos en el cuadro crema a fines de enero, atraviesa un presente complicado, sin continuidad y muy pocos minutos de juego. El ofensivo de 21 años fue cedido a préstamo por el Hull City de la Championship (Segunda División de Inglaterra) con la ilusión de ganar mayor rodaje en el equipo de Ate, que está próximo a jugar la fase de grupos de la Copa Sudamericana; pero no ha logrado convencer al técnico Jorge Fossati hasta el momento.

Si echamos un vistazo a sus estadísticas, Yuriel Celi apenas ha sumado 26 minutos de juego repartidos en dos partidos con Universitario. Disputó los últimos 8′ en el duelo contra Unión Comercio (que terminó en derrota por 1-0), y también jugó los últimos 18′ frente a Melgar (con victoria crema por 1-0). A partir de allí el panorama cambió para él. Fossati asumió el cargo como nuevo entrenador de la ‘U’ y lo convocó para disputar el choque ante Cienciano por la Sudamericana; sin embargo, Celi se quedó en el banco de suplentes esperando una oportunidad que nunca llegó.

Previo al siguiente compromiso, el volante sufrió una lesión al tobillo derecho que lo apartó de los entrenamientos y, lamentablemente, quedó relegado para Fossati. Se perdió los partidos ante Binacional, ADT y Cienciano, todos por la Liga 1; y también su mal momento contrastó con la figura emergente de Piero Quispe, quien potenció su nivel de la mano del DT uruguayo y terminó por quedarse con un lugar dentro del once titular. Bajo ese panorama, Celi perdió terreno en la ‘U’ y ahora que ya se recuperó, debe lidiar con lo que le toca: aceptar que no está en su mejor momento y ganarse la confianza del nuevo comando técnico, que conoce poco de él.

“Prácticamente, desde que llegamos, Yuriel Celi está con un problemita en un tobillo. No tenemos nada en su contra. Una de las tareas que uno debe hacer, tal vez la más ingrata, es elegir. Y bueno, la Federación o Confederación me da un reglamento y no puedo hacer nada allí. Ni jugar con más de 11, ni poner a más en el banco de lo que se me autoriza”, explicó Fossati en su momento para justificar la ausencia de Celi en las últimas fechas.

¿Yuriel Celi es una opción para la selección peruana?
Celi es considerado uno de los talentos jóvenes más representativos del fútbol peruano y, como tal, la expectativa por verlo en la selección peruana en el corto plazo es grande. Con 21 años, es una de las apuestas a futuro en la bicolor; pero necesita convencer a Juan Reynoso de que puede ganarse una oportunidad en su equipo. Es más, el DT ya lo convocó para enfrentar a Bolivia el año pasado e ingresó a los 76′ en reemplazo de Luis Iberico. Recibió la oportunidad, pero luego quedó de lado y ya no volvió a ser considerado en la gira europea ante Alemania y Marruecos.

Lo que sí representa una necesidad para Reynoso es ampliar su universo de jugadores para disputar las Eliminatorias al Mundial 2026, que arrancan en septiembre del 2023 y culminan a finales del 2025. Bajo ese contexto, el entrenador de la bicolor echará mano de los jugadores de la Liga 1 y allí aparece Celi, quien ya está en la órbita del actual comando técnico. Eso sí, lo que le urge es jugar más en Universitario, de manera que pueda encontrar su mejor versión y afianzarse poco a poco con Fossati, que también necesitará de todo su plantel para disputar la Liga 1 y la Copa Sudamericana.

Es más, jugar la Sudamericana le da ese plus para adquirir rodaje internacional y exigirse a un nivel mayor. Esa es la prueba de fuego para él y necesita superarla para dar el salto de calidad que necesita. Celi tiene las condiciones para rendir en la ‘U’, ha destacado en Cantolao y Mannucci, ya tiene la experiencia de jugar en las divisiones menores de la selección y le hace falta ahora demostrarlo con su actual club. Si eso funciona, la posibilidad de verlo en la bicolor será cada vez más grande.

Fuente: depor.com