La Selección Mexicana saboreó un amargo empate en el Arizona ante el acérrimo rival, Estados Unidos, al que no se vence desde hace tres años y medio. Ya son cinco partidos (dos igualadas y tres derrotas). No, Diego Cocca tampoco pudo y se tuvo que conformar con una 1-1 antes de encarar la semifinal de la Liga de Naciones de la Concacaf.

De nada sirvió la emoción que reflejó con el 1-0. Uriel Antuna no perdonó un error defensivo y se enfiló solo ante el portero Sean Johnson para colocar la pelota a un costado del poste (55′).

El Tri se animó más, buscó el arco rival, pero la suerte ya no estaba de su lado, incluso el gol del empató cayó después de que el balón pegara en el poste tras un tiro de Carlos Rodríguez.

Ferrerira fue el autor del gol norteamericano, el estadio calló por completo, enmudeció y es que la sombra de una nueva derrota se aproximaba, pero por suerte para Diego Cocca no fue así y se regresa a casa con un empate que le sabe a nada.

Su Tricolor sigue muy lejos de enamorar y ese pragmatismo no le alcanzó para ganar. Ahora, en un par de meses, México estará volviendo a enfrentar a los norteamericanos pero ya en un juego oficial, en las Semifinales de la Nations League.

Fuente: depor.com